La cita

"No hay nada limpio, nada saludable, nada prometedor en esta época de prodigios; nada, excepto seguir contando lo que pasa" (Henry Miller)

"De la esclavitud más espantosa, salió la música más libre"


"El lenguaje nos protege porque también sirve para canalizar el miedo y el peligro; de alguna manera, nos tranquiliza" (Alfredo Costa Monteiro)







sábado, 22 de octubre de 2016

¡Enhorabuena, Mr. Zimmerman! Y... Lolo Lovina, rock zíngaro desde Australia

Nos unimos a las felicitaciones a Bob Dylan (aunque en realidad no sabemos si él nos lo agradecerá de igual manera) por la concesión del Premio Nobel de Literatura. Y como homenaje recuperamos la muy conocida "Like a rolling stone", de su disco Highway 61 revisited, una canción basada en un poema propio.
Se dice que los Rolling Stone tomaron el nombre de esta canción. No sabemos hasta qué punto será cierto, pero el motivo de escuchar "Paint it black" (Aftermath, 1966) es porque los australianos Lolo Lovina la versionean en su magnifico tercer disco Rroma antics. A esta banda la conocimos gracias a nuestro amigo Miguel Buendía y está de gira durante estos días por España. En este disco mezclan de forma sabia y elegante el swing, los ritmos balcánicos, el jazz y la música manouche, basándose en la música tradicional romaní. No en vano, la cantante, Sarah Bedak es de origen húngaro y gitano, y el percusionista, Nenad Radic, es de origen serbio-romaní. Además de la anterior versión añaden otra no menos fabulosa, el "Sunny afternoon" de los Kinks. Fabuloso trabajo repleto de sorpresas musicales... y no hemos querido dejar pasar la oportunidad de escuchar el original que los británicos incluyeron en su disco Face to face, también de 1966.
Bob Dylan grabó Modern times en 2006. Era su trigésimo segundo álbum de estudio, un electrizante compendio de blues, rock, rockabilly y todos los ingredientes imprescindibles para ser un soberbio disco de americana music. Atención a la banda, especialmente Donnie Herron, guitarra, violín, viola, mandolina y la steel guitar, que le da ese aire que nos trae aromas de Nueva Orleans. ¡It's only rock'n'roll, but we like it!
En realidad, la concesión del Nobel no es únicamente a su obra literaria, sino al conjunto de su creación musical y sobre todo es un reconocimiento a su labor de recuperación y difusión de la cultura popular norteamericana. La obra poética de Bob Dylan bebe de la poesía de la Generación Perdida y de sus herederos de la Generación Beat… y la lanza, la extiende al rock y a la música popular posterior a él. Pero nosotros, además, queremos homenajear también a quien fue su maestro, Woody Guthrie; por eso, escuchamos su famosa This land is your land
Y para completar y cerrar el círculo, y como ejemplo de hasta donde ha llegado la influencia de Dylan, hemos terminado con la versión que hizo Joaquín Díaz de "Blowing in the wind", y que aparecía en Esperando al estéreo, de 1965.
Porque en realidad, este premio es nuestro premio. Allá donde estés, ¡enhorabuena, Mr. Zimmerman!
Una semana más, y esta especialmente, ha sido todo un placer.






No hay comentarios:

Publicar un comentario